miércoles, 9 de diciembre de 2009

UN BILLETE ENORME



Va a título de inventario, como algo ejemplarizante. Poseo un bille enorme, de 50 millones de dórales. Lo tengo en mi casa, en mi poder. Y ha sido un regalo. Sí, alguien me lo ha regalado. Es de curso legal, fue de curso legal. Ahora es otro ejemplo más del hollín y herrumbre de la Biblia. 50 millones de euros de un país africano. En un billete. ¿Le parece inconcebible? No, no lo es.

No hay comentarios: